Decoración de interiores y proyectos

Taladros, destornilladores, llaves, amoladoras, sierras… El catálogo actual de ferretería industrial incluye un amplio abanico de opciones, concebidas para facilitar el trabajo diario de los profesionales y ayudarles a lograr un resultado de máxima calidad, con un esfuerzo mínimo. 

¿Te gustaría saber cómo cuidar tus herramientas para alargar su vida útil? ¿Qué medidas de seguridad exige cada una? Descubre todo lo que necesitas saber sobre el manejo y mantenimiento de estos útiles de trabajo.

Consejos de uso para herramientas de ferretería industrial

Existe una herramienta para cada trabajo, así que nuestra primera recomendación es que elijas apropiadamente tu equipo. En el caso de las herramientas manuales, los riesgos más frecuentes asociados a su manejo son los golpes, cortes y aplastamientos. En el caso de herramientas de potencia, como una amoladora recta neumática o un taladro percutor, también se añaden peligros más graves, como las quemaduras o la electrocución. 

Si tu trabajo implica el uso de herramientas eléctricas o neumáticas, respeta siempre las indicaciones del fabricante y nunca superes la velocidad de trabajo admisible o la velocidad máxima recomendada. Antes de usar cualquiera de estos equipos de ferretería industrial, asegúrate de contar con los elementos de protección individual adecuados, como gafas de seguridad, caretas, guantes de seguridad o calzado de seguridad y protección. 

Inspección periódica

Antes de ponerte manos a la obra, revisa exhaustivamente el estado de tus herramientas. Comprueba que los mangos y las partes móviles están bien ajustadas. En el caso de herramientas de corte, como una amoladora recta neumática, una lijadora de banda o una sierra de calar, es fundamental inspeccionar los discos y elementos cortantes para comprobar que están bien afilados, sin grietas ni desperfectos. 

La rotura de los discos de corte es uno de los mayores riesgos asociados al uso de estos equipos así que, en caso de deterioro, siempre es preferible invertir en renovar estos elementos para prevenir accidentes. 

Limpieza y lubricación

Antes de volver a guardar tus herramientas, reserva un tiempo para limpiarlas y eliminar cualquier resto de polvo o suciedad. Para los elementos de madera se recomienda el uso de aceites vegetales, mientras que en el caso de las herramientas y piezas metálicas es preferible usar un trapo empapado en grasa. Mantener estos útiles de ferretería industrial bien lubricados te ayudará a evitar la aparición de óxido.

Almacenaje

Una vez terminada la faena, los expertos en ferretería industrial recomiendan guardar tus herramientas en un lugar limpio, seco y libre de polvo. Mantener a raya la humedad es fundamental sobre todo en el caso de herramientas con elementos metálicos, susceptibles al daño por corrosión, y productos como adhesivos termofusibles de Gili Industrial, pinturas, lubricantes u adhesivos y selladores industriales, que pueden perder eficacia si no se almacenan adecuadamente. 

Más allá de estas recomendaciones básicas, cualquier producto de ferretería industrial precisa de unos cuidados específicos para garantizar un rendimiento óptimo. ¿Quieres conocer más consejos para su mantenimiento? ¿Buscas un buen sistema de organización y almacenaje, como una caja de herramientas o un carro de taller? Si necesitas ayuda, solicita asesoramiento en tu tienda de ferretería industrial o tu ferretería industrial online y aprende a sacar el máximo partido a tu equipo de trabajo.

Puede que también te guste

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *